Portada del sitio > Udelar en bicicleta > Ottawa una ciudad pedaleable (al menos en verano)

Ottawa una ciudad pedaleable (al menos en verano)

Lunes 28 de agosto de 2017, por Javier Taks

La capital de la nación canadiense promueve inundablemente el uso de la bicicleta. A continuación una breve crónica contando mi experiencia de Ottawa a pedal.

Viajé a la ciudad para participar de una reunión académica y simposio sobre temas de agua, auspiciada por la Royal Academy of Canada y la Red de las Academias de Ciencia de las Américas, con el apoyo de la Universidad de Carleton.

Frente al edificio donde estaba la recepción para obtener las llaves de mi alojamiento en el campus de la Universidad, vi una media docena de bicis de paseo para alquilar. No lo dudé: me llevé una por tres días. Venía con candado en U (Kryptonite), canasto, sin casco ni luces, a 5 dólares canadienses por día (casi UY$ 90; atención: un boleto de un viaje cuesta 3,40 dólares canadienses). Había llevado un par de luces desde Uruguay, lo cual me permitió pedalear en la noche, pues la policía te para si no las tenés (el casco no es motivo de amonestación).

Mi primer recorrido fue por la bicisenda compartida con peatones y corredores junto al Canal Ridau, una obra de ingeniería hidráulica, sitio UNESCO patrimonio de la humanidad, que permite conectar el río Ottawa con los Grandes Lagos. Muchos ciclistas usan esta bicisenda de dos sentidos en cada margen del canal para conmutar y para recreación. La velocidad máxima para ciclistas es de 20km/h en las áreas urbanas.

En la ciudad hay muchísimas esculturas de rica factura. También hay muchos racks para estacionar la bicicleta, de variados diseños. La mayoría de los racks son para un solo anclaje, usando frecuentemente el sistema ULock para encadenar cuadro y rueda. Las más caras también agregan la linga de acero. Hay racks frente a tiendas, supermercados, museos, plazas, parques y edificios públicos. El robo de bicicletas se lo atribuyen a los consumidores de droga que tienen en la bici una mercancía de rápida venta.

La infraestructura ciclista es de alto estándar con una red de ciclovías y bicisendas extensa y en general bien señalizada. La municipalidad ofrece una aplicación para celulares con un mapa ciclista. La señalización vertical y horizontal está en muy buen estado y dirigida a ciclistas y otros usuarios del viario. En las áreas más turísticas, se repiten los mensajes a los ciclistas para que no entren en conflicto con los peatones. La zona más alta de la ciudad está junto al río Ottawa al norte, entonces hay algunos repechos en esa dirección, aunque en general la encontré plana. En invierno pedalear no es fácil por la nieve y el hielo, pero se hace limpieza y mantenimiento por parte de la municipalidad.

Son varias las empresas que ofrecen el alquiler de bicicletas para visitantes, además de la posibilidad de usar las bicis públicas previo registro. El último día en la ciudad, decidí alquilar una bici híbrida para hacer un recorrido más largo. Llegué a rentabike, previa búsqueda en Internet y porque hacen bastante propaganda con unos velocípedos en el centro. Es una tienda con muchos años de experiencia que además de alquilar bicis nuevísimas, organiza tours por la ciudad y sus alrededores. Tiene bicis y accesorios para todas las edades y para todos los niveles de exigencia. Me cobraron 40 dólares canadienses por 24 horas (extrañé los precios de la universidad), pero valió la pena. Esa noche la metí para dentro del alojamiento, por las dudas.

Muchos buses tiene racks en su frente para llevar bicis, aunque no llegué a ver ninguna usándolo. Lo que sí vi es que la policía también usa la bicicleta para patrullar y sus vehículos cuentan con racks también.

Ottawa se presenta como ciudad amigable para el ciclismo urbano y en sus áreas periurbanas. El sistema de infraestructura y de información parece confirmarlo. Para un ciclista de Montevideo es un paraíso. Sin embargo, los locales dicen que los autos no respetan y ha habido siniestros incluso en las calles especialmente diseñadas para favorecer el tránsito en bici. Como decía el eslogan de Velocity 2010 en Copenhage: “Mismos problemas, diferentes cambios.”

Links:
Mapas y consejos para andar en bici en Ottawa. https://www.ottawatourism.ca/see-and-do/cycling/
Información para ciclistas en el campus de Carleton University. https://carletoncycling.wordpress.com/cycling-at-carleton/
Sistema de racks en transporte público colectivo. http://www.octranspo.com/index.php/routes/rack_roll/

Comentar este artículo